Santo final

La cadena arribó mediante la compra de Scala

La cadena arribó con la compra de Scala en 1993

No va más. A inicios de esta semana, el último Santa Isabel en el mercado peruano cerró sus puertas en la residencial San Felipe. Supermercados Peruanos, operadora del formato en el Perú, no le daría uso alguno en el corto plazo al establecimiento en Jesús María, por lo que más de una versión apunta a un posible cambio de propietario. Cabe indicar que la empresa de Interbank buscó ampliar las instalaciones de la tienda durante el año pasado, esto con miras a relanzarla bajo el formato Plaza Vea Super. Finalmente, la oposición vecinal frustró el proyecto.

Más allá de la referida ubicación, el cierre representa la desaparición de una cadena que operó por 16 años en el mercado peruano. En 1993, el empresario chileno Eduardo Elberg, en ese entonces propietario de Santa Isabel, adquirió Scala y así concretó el arribo de la marca al Perú. Precisamente la residencial San Felipe, además del centro comercial San Borja y la cuadra siete de la avenida Pardo en Miraflores fueron sus primeras ubicaciones. Meses después se sumaron las tiendas de la avenida Sáenz Peña en el Callao y Las Gardenias en Surco. Todas las mencionadas operaron anteriormente bajo el formato Scala.

La última tienda en cerrar sus puertas

Jesús María albergó a la última tienda en cerrar sus puertas

Elberg dejó la cadena a mediados de los noventa. Esta pasó a manos del Grupo Velox para luego quedar bajo la administración de la holandesa Ahold hacia inicios de la presente década. Finalmente, el Grupo Interbank quedó como propietaria de Santa Isabel y cambió su razón social por Supermercados Peruanos en el 2003. A raíz del bajo posicionamiento de la marca, los nuevos propietarios anunciaron la transformación de las tiendas Santa Isabel a los formatos Plaza Vea y Vivanda.

Ni el osito, ni la sonrisa consiguieron que Santa Isabel se posicionara como líder en el sector de supermercados. Más allá del éxito de Wong y Metro, el formato nunca terminó de ‘cuajar’ al contar con características más que similares a las de las cadenas desaparecidas a inicios de los noventa. Santa Isabel así no apostó ni por el precio, ni por el servicio como valor agregado. La cadena, principalmente, sirvió como base para la construcción de uno de los formatos más exitosos en la actualidad: Plaza Vea. Los establecimientos que migraron a la marca de la bolsa habrían más que duplicado sus ventas con respecto al periodo que operaron bajo el emblema de Santa Isabel.

Santa Isabel cambió de imagen corporativa hasta en cuatro oportunidades, casi siempre de la mano con el cambio de sus propietarios. Así el último logotipo, el mismo que la cadena utiliza actualmente en Chile, fue heredado por Supermercados Peruanos de la gestión de Ahold. Ate, Lince, Callao, San Borja, San Miguel, Miraflores, San Isidro, La Molina, Magdalena, Surco, Los Olivos y Jesús María fueron los distritos que contaron con uno o más supermercados Santa Isabel. De todas esas tiendas, sólo las de la avenida Sáenz Peña y San Felipe no han sido reaperturadas bajo otro formato.

Anuncios
  • Tweets de LaPlaza

    Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

  • septiembre 2019
    L M X J V S D
    « Nov    
     1
    2345678
    9101112131415
    16171819202122
    23242526272829
    30